BIENVENIDOS 2
BIENVENIDOS 2
COMUNIDAD DE FE EMBAJADA CELESTIAL
Asi que Somos Embajadores en Nombre de CRISTO
 
BIENVENIDOS 2
TIEMPO CON DIOS
ESTUDIOS BIBLICOS
EL PODER CREADOR DE DIOS
imagen
Nos es grato el saludarlos y darles la bienvenida a esta segunda pagina de nuestra congregacion, sabiendo que sera de mucha bendicion para todos los amados del Señor.



imagen
¿PUEDE PROBARSE LA EXISTENCIA DE JESUS CIENTIFICAMENTE?
Muchas personas tratan de aplazar su decisión personal por Jesucristo, al afirmar que si algo no se puede probar científicamente, entonces, tal cosa no es verdad ni digna de aceptación; Sin embargo, esta hipótesis o pensamiento, constituye lo que en lógica se denomina: una falacia. Es decir, un razonamiento que deduce algo que parece ser cierto, pero que no lo es.

Ramón Canal, licenciado en Filosofía y Letras, en su Diccionario Enciclopédico Salvat Universal, dice que: “Toda ciencia utiliza para su trabajo teórico un método objetivo. El método objetivo consiste en un conjunto de criterios específicos que tienden a determinar decisivamente la validez de una teoría".


Someter la existencia de Jesús al método científico, resulta tan ineficaz como pretender aceptar como verdad la máxima de Descartes, quien dijo: “Pienso, luego: existo”, queriendo significar con ello que dado a que pensaba, por lo tanto: también, existía.
Lo cual es una falacia. Se explica.

El existir habita en el ámbito ontológico, esto es, en el área física del ser, constituye lo que se puede ver y tocar; sin embargo, los pensamientos y el mismo proceso de pensar, tienen otro tipo de existencia, ciertamente: son, pero no se pueden ver ni tocar, porque no existen en el ámbito físico, su existencia habita en el ámbito conceptual, son conceptos. Únicamente.
Y de los cuales no es posible deducir otra cosa que no sean: conceptos.

Es lo mismo que sucede cuando pretendemos que alguien nos demuestre científicamente, que Jesús existió. Los procedimientos científicos o del método científico que son de verificación reciben la denominación general de experimentación, "que es la construcción controlada de situaciones nuevas destinadas a contrastar o corroborar visible y materialmente las hipótesis y resultados de una teoría científica. Experimentación y teoría son los medios de trabajo que constituyen la condición misma de una investigación científica", diccionario-Salvat.

Ahora, dicho en español o de manera que podamos entender, se tiene que la prueba científica se basa en la demostración de que algo es un hecho mediante la repetición del mismo suceso en presencia de la persona que lo cuestiona. Es decir, se ubica en un ambiente controlado en el cual pueden hacerse las observaciones, deducir datos y verificar empírica, visible y palpablemente, el hecho o hipótesis.
De esta manera, estará de acuerdo en que el método científico como que no es el más adecuado para probar que Jesús existió, porque sencillamente: tampoco, es posible repetir en un ambiente controlado el nacimiento de Jesús.

Por otra parte, si el método científico fuera el único método que pudiera probar cualquier cosa, entonces, estaríamos en la calle.
Porque simplemente, usted no podría probar que estuvo presente en la primera hora de clase esta mañana o que se levantó y llevó a los niños a la escuela o que ayer, salió de compras.
Ah, no. Espere un poco, podría decir usted. Yo puedo probar que asistí a mi primera clase, porque el profesor me recuerda, los compañeros me vieron ahí y además, pasaron lista de asistencia. Alguien más podría decir, yo también puedo probar que me levanté y llevé a los niños a la escuela, porque mis niños se lo pueden decir, incluso su maestra porque, la saludé. Y otra persona más, dirá que tiene en su poder el ticket de las compras que realizó el día anterior.
Ve ahora, porqué es que el método científico no es el único método que existe para probar cualquier cosa. Cuando podamos probar científicamente que Abraham Lincoln, Mahatma Gandhi o Atahualpa, existieron. Entonces, podremos exigir que la ciencia nos pruebe que Jesús existió.



Pero, quizás, usted diga: “Momento, claro que se puede probar que las primeras tres personas existieron realmente. Hay documentos, testimonios y hasta reportajes que lo avalan. Su existencia quedó registrada en libros, en fotos, y creo que hasta en rollos o videos, por lo que respecta a Gandhi, al ser él el más reciente”.
Muy bien. Sin embargo, es preciso anotar que esas pruebas que menciona no son científicas, sino legales.
Así como no es posible aplicar el método científico, que se basa en la observación y experimentación, para probar el nacimiento y la vida de dichas personas (Abraham Lincoln, Mahatma Gandhi o Atahualpa) tampoco, la existencia de Jesús. Por lo cual, de la misma forma que demostramos con documentos, testimonios, fotos y videos la vida de cualquier persona, es decir, con pruebas legales: es igual con Jesús.

Así que, querido amigo, amiga que lees, la próxima vez que te preguntes a ti mismo y te cuestionen también, si es posible que la ciencia compruebe la existencia de Jesús, quédate tranquilo. Porque esa es una pregunta inválida (falacia), esto es, que es imposible de llevar a cabo.
En todo caso, ahora ya sabes que el método científico no sirve para probar que alguien nació, vivió o incluso, que vive actualmente. Ni siquiera nosotros mismos, podemos probar científicamente que existimos hoy. Lo que hacemos es ir y presentarnos en vivo y a todo color: lo demostramos con nuestra mismísima persona. Si mucho, la ciencia demuestra que estamos vivos o muertos, pero nuestra propia existencia tal vez no.

He aquí un ejemplo sencillo. Conozco a alguien que cuando estudió en la universidad tuvo una amiga con la cual iba para todos lados. Al terminar el último año cada quien se casó y ella se fue a vivir a otro departamento del país. No volvieron a saber nada la una de la otra.
Hasta un día cualquiera del mes de Abril 2008 que la ausente llamó directo a la casa de la que permaneció aquí. Su llamada realmente la sorprendió. Le dijo que dio con ella por medio de Internet; Ella probó la existencia de mi conocida en esta ciudad con una simple investigación.
Acaso ¿hizo una investigación científica? De ninguna manera. Su investigación fue a través de testimonios, ella fue a preguntar a los vecinos de la casa paterna por su amiga, indagó y buscó en Internet y hasta, ¡el teléfono de su domicilio localizó! Lo que hizo y realizó fue lo que se llama: una investigación histórico-legal, buscó evidencias de su existencia. Dejaron de verse desde Egresadas. Ahora, ya casadas y con hijos, también casados y a punto de ser abuelas. Saque las cuentas.

Así que ante las preguntas: ¿se puede probar la Resurrección de Jesús? ¿Se puede probar que Jesús es el Hijo de Dios? Las personas tenemos que acudir al método histórico legal y examinar las evidencias, los testimonios y los documentos en torno a dichas preguntas. Porque la fe cristiana no es una fe ciega e ignorante sino más bien una fe inteligente.
Jesucristo dijo que conoceríamos la Verdad y ésta nos haría libres. No dijo que ignoraríamos la Verdad sino que la conoceríamos. Incluso uno de los dos grandes mandamientos, dice “Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu mente”.

El problema es que la mayoría nos quedamos en lo relacionado con el corazón, pues los hechos relativos con Jesús nunca llegan a nuestra mente. Pero, nuestro corazón y nuestra mente fueron creados para trabajar conjuntamente y en armonía. Nunca, nadie fue llamado a confiar en Jesucristo como Salvador y Señor y con ello, cometer suicidio intelectual. Y tampoco, a dejar de razonar, porque creemos en Jesús.
De hecho, la Biblia recomienda que renovemos nuestra mente y nuestro entendimiento. Invita a que ejerzamos nuestro raciocinio y en ningún momento, pide que nos quedemos con la mente en blanco, porque ya nos vamos al Cielo. Las cosas verdaderas, simplemente: no son así.


Por lo anterior, es necesario que usted sepa que el método para probar la existencia de Jesús no es el científico. Olvídese de ello.
Tampoco se enfrasque en una discusión bizantina al respecto, es decir, en una discusión que habla de dos cosas distintas y no llega a ningún lado. El método para probar que Jesús existió es el histórico legal. Ahí, sí puede darse vuelo. Porque abundan las evidencias que demuestran la confiabilidad de los documentos escritos, acerca de Jesús, y no sólo hablo de la Biblia sino de escritos de autoridades no cristianas, de referencias judías y fuentes históricas adicionales sobre la historicidad de Jesús.

Existen también evidencias que demuestran la credibilidad del testimonio oral y de los informes de testigos oculares con respecto a Jesús. Inclusive hay confirmaciones arqueológicas del Antiguo Testamento y lo puede constatar en la Biblia, versión: Edición Thompson.
La fe cristiana no es una fe ciega e ignorante. Es de lo más inteligente. Decídase de una vez por todas a probar por sí mismo, la Verdad.
Salga de dudas, de una buena vez y para siempre.

Adaptado del libro: "Más que un Carpintero" Josh Mc Dowell. Editorial Unilit.

imagen
SIETE PASOS PARA LA RESTAURACION
“Porque yo Jehová soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudo” Isaías 41.13

¿Cómo cambio mi condición?

Esta es la pregunta que siempre estamos preparados para hacer cuando buscamos consejo, por lo general queremos que todo se solucione rápido y fácil. En la era que vivimos todo tiende a ser fácil y rápido está claro, ¡pero esto no es así!
Si queremos verdaderamente ser restaurado debemos dar pasos concretos y no solo esperar que el poder de lo sobrenatural de Dios actué en nosotros lo cual puede actuar sin duda, pero Dios quiere que nosotros seamos también parte de ese cambio que Dios va actuar en nosotros.

¡Tenemos que saber que!

Primero debemos tratar con nosotros mismos: somos la parte más difícil del cambio, aunque tratemos de darle la culpa a otros, el problema está en nosotros. No podemos buscar responsables de las cosas que nos pasan siempre. Es tiempo que también digamos bueno yo soy responsable también.

Segundo vivimos cómodamente en una vida de satisfacción propia, siendo el centro nosotros mismos de nuestro bienestar, igual que los bebes, ellos si tienen todo lo que necesitan están felices, en cuanto les falta algo se ponen a llorar. Así somos muchas veces y esto es muy malo, es como vivir en una isla y somos el centro de todo y todo gira a nuestro alrededor. Por lo que es imposible tomar una actitud de sacrificio y dejar de lado algo que no nos hace bien.

Tercero no confiamos en nadie es decir menospreciamos todo lo que no sea según nuestro pensamiento y muchas veces no nos damos cuenta que nuestra mente está limitada a ver ya que los sentimientos y las circunstancias nos nublan los ojos. Esto incluye a Dios en quien sólo vamos a confiar cuando nada de lo nuestro funcione. ¿Saben cómo se llama eso?... testarudez, desconocimiento, ignorancia.
A veces tomamos un cambio pero lo hacemos en el ámbito de nuestra mente decimos ¡si a partir de mañana voy a restaurar mi vida!, quiero esto y lo otro ,etc. Pero sólo hemos tomado esa decisión en nuestra mente y llevar esa decisión al ámbito de la realidad es por lo que no estamos dispuestos a pasar.

¿Quieres realmente ser restaurado? Si tu respuesta es si yo te mostraré hoy los 7 pasos para la restauración. Quiero asegurarte que si sigues paso a paso esto, meditando sobre ellos tú serás restaurado en un 100%, estoy seguro de esto y es más serás de bendición.
Debo aclarar que no es sencillo cada paso como parece, ya que es importante que no tomes esos pasos en el ámbito de tu mente sino que lo tomes también en el ámbito de los hechos y des los pasos necesarios y correctos para esto.

En los alcohólicos anónimos tienen ellos 12 pasos, si bien son muy útiles se diferencian de los nuestros que nosotros nos sometemos enteramente a la palabra de Dios en todo y esto es muy importante a la hora de tomarlos.
Léelos detenidamente imagínate que estas delante de muchas personas y estás diciendo esto en voz alta y todos te escuchan.
No te apresures a pasar rápidamente de uno al otro, trata de medir las consecuencias de cada paso y lo que ellos significan.
Finalmente medita claramente en los textos bíblicos que están al final de cada paso.

Si tú tienes una experiencia con los pasos escríbeme me interesa mucho conocer tu experiencia. pastor@iglesialatina.org


LOS 7 PASOS

1. Admito que no tengo la capacidad de afrontar mi problema solo y necesito enderezar mis pasos con la ayuda y el poder de Dios. Isaías 41.13 , Salmo 40.2 – Mateo 5.3, 1 Samuel 2.9 ( Dejar el señorío propio)

2. Reconozco que solo el poder de Dios a través de Jesucristo puede enderezar mis pasos y hacerme una nueva criatura. Juan 10.10, Salmo 37.5 . Proverbios 3.5-6

3. Acepto la palabra de Dios como guía en todo aspecto mi vida, decido obedecerla incondicionalmente. Salmo 119.105 Juan 17.17 Lucas 6:46

4. Realizaré un detallado y sincero inventario moral de mi vida para reconocer la naturaleza exacta de mis faltas y pecado, tratando de así si es posible reparar el daño causado.1 Juna 1.9

5. Comenzaré sin desesperarme y aceptando la voluntad de Dios en todo, a dar pasos genuinos que me lleven a un cambio en mi comportamiento, carácter y forma de vida. Mateo 6.33, Efesios 4.22-25

6. Remplazaré los conceptos de la vida que me gobernaban antes por los nuevos que la palabra de Dios me marcan. Romanos 12.2-3 Efesios 2.2

7. Seré de testimonios a otros, para que así como yo he encontrado libertad otros también la encuentren. Hebreos 13.16

Autor
Pastor José Luis Malnis
Iglesia Latina Europa
Video Cara a Cara
De Marcos Vidal
Video Jesus es el Señor
De Marcos Witt
Video Jesus es el Señor
De Jesus Adrian Romero
Video El Vive
De Miguel Casina
imagen

ir a pagina principal
.